Pareciera que la batalla más grande es vencer la enfermedad, el virus Covid 19 o como queramos llamarlo, pero al parecer la recuperación es tan dolorosa y a veces tan penosa como la enfermedad, lo siguiente es ir recuperando fuerzas físicas y emocionales, toca el enfrentamiento ante el estigma, ante la evitación e incluso el rechazo. Las razones, por un lado la protección, el temor y el desconocimiento, sin duda una persona que superó el Covid tiene luego que recomponerse del miedo, de la angustia, y porqué no decirlo; aceptar y agradecer una nueva oportunidad de vida.

Existen algunos cambios emocionales derivados del padecimiento de la enfermedad, entre los que podemos referir:

1- Incertidumbre respecto a la evolución de la enfermedad y la gravedad que pudiera alcanzar y si se podrá salir de ella.

2- Temor intenso cuando los síntomas se agravan, cuando la respiración se hace difícil y peor aún cuando no se tienen los recursos para enfrentar la enfermedad.

3- Ansiedad ante el futuro no sólo por el malestar, sino, por la estabilidad de la familia, más aún cuando hay niños o personas dependientes.

4- Culpa ante la posibilidad de haber contagiado o contagiar al entorno cercano; familiares, amigos, colegas, etc.

Esta serie de emociones se pueden dar en mayor o menor grado en diferentes momentos y proporciones, sin embargo, suman un estado emocional vulnerable que se adiciona al  daño físico incrementando la fragilidad de quien está padeciendo del covid.

Posibles efectos emocionales post Covid :

1- Depresión; consecuencia del acelerado cúmulo de emociones presentes durante todo el proceso de la enfermedad.

2-Impotencia y/o frustración, frente a restricciones y oportunidades laborales durante el periodo de cuarentena y recuperación física.

3- Disminución de autoestima y auto valoración; producto de algunas circunstancias como la evitación social y/o prejuicios sin sustento, deterioro, etc.

4- Labilidad emocional;  consecuencia de todo el proceso de la enfermedad, recuperación, dificultad ante la reincorporación social y laboral.

5- Irritabilidad, resultado de la negación y escasos recursos  presentes post Covid.

6- Conflictiva frente a la nueva imagen corporal: pérdida de peso, tono muscular disminuido y/o deterioro físico en general.

El covid no sólo causa estragos físicos si no también emocionales que deben ser atendidos en el paciente y la familia.

 Sugerencias:

1- Buscar momentos de descarga emocional, analizar la emoción presente y exteriorizarla asertivamente.

2- Hablar y concretizar alternativas de intervención frente a los hechos reales.

3- Evitar la sobre información, ello podría aumentar la ansiedad

4- Generar momentos de entretenimiento familiar y /o personal; ver películas, dibujar, etc.

5- Facilitar situaciones para el arreglo y aseo personal a fin de mitigar el deterioro del auto concepto físico.



Lic. Sarela Quiroz
Psicóloga Psicoterapeuta.